3 de enero de 2011

el comentario 6 comentarios

Namasté

ra



Dhara, una mujer nacida en Benarés. Casada con un compañero de estudios, y madre de un hijo. licenciada en medicina por la universidad de Jawahrial Nerhu, en Delhi.

Dos veces por semana, despierta antes de la salida del sol, porque tiene una cita importante, a la que acude con devoción e ilusión, como si fuera al encuentro de la felicidad definitiva.

Se viste con un sari de colores brillantes, prepara en su cocina una pequeña cesta con flores, y dos lamparas de aceite, sonrie, y sale de su casa cuando aun el cielo duerme en la penumbra de un pronto amanecer.

Se dirige a las orillas del río Ganges, la madre Ganga, la diosa, así lo llama ella. Me contó que sus aguas nacen en las montañas de Gangotri y que guardan su pureza hasta que desembocan en el mayor delta del mundo, el Golfo de Bengala.

Sentada en los ghats, escalinatas que dan acceso al río, enciende las luces de su ofrenda, y la deja sobre las aguas, empujándola suavemente a viajar, a transportar su delicado mensaje.

Lentamente se sumerge en ese baño purificador, armoniosa, como en una danza, donde la cadencia sigue el ritmo que marca la música de la fe. En el momento justo en que el sol se deja ver entero, eleva sus manos, abiertas, para recibir. Ella que en todas sus oraciones las dirige unidas al cielo para ofrecer, ahora las abre y todo su ser se ilumina con el resplandor de una alegría intima y profunda como su mirada.

Regresa a su casa, con el interior impecable, toma una ducha caliente, para darle a su exterior coincidencia con sus adentros. Despierta a su familia, toman juntos el desayuno, un chai (té) con pasteles de sésamo y miel.

Enfundada en unos modernos pantalones, y con una camisa que huele a plancha, se encamina hacia el hospital Jawahrial Nerhu, donde trabaja hasta últimas horas de la tarde, ejerciendo su profesión, con el mismo entusiasmo y dedicación , como cuando se baña en su río sagrado.

Ese que nace en los Himalayas.

6 comentarios:

  1. La difícil unión entre la fe y la ciencia se declara en una mujer y su paisaje. Preciosa descripción del momento mágico que tiene su vida en ese intervalo entre sus múltiples vidas, como esposa, madre, devota religiosa y médica.
    Mi felicitación por tan descriptiva y hermosa obra.
    Un cariño

    ResponderEliminar
  2. Precioso ritual matutino. Es tan importante el interior como el aspecto exterior.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  3. AMIGO: EXCELENTE EJEMPLO ...LA VIDA TERRENAL UNIDA CON LA ESPIRITUAL..
    BESOTES
    SILVIA CLOUD

    ResponderEliminar
  4. Hermosa historia, encierra una infinitud de realidades!
    Un gusto leerte, como siempre!!

    Un saludo!!

    ResponderEliminar
  5. Excelente relato, escrito con sensibilidad.

    India, un pais donde lo opuesto vive en armonía.

    Bien expresado,te felicito.

    Yago

    ResponderEliminar

Si usted tiene voluntad de escribir su comentario, también esta invitado a publicar con nosotros obras más complejas. Simplemente envíenos su trabajo a nosomosescritores@gmail.com y nosotros nos encargamos del resto.

Gracias por visitarnos y participar.

Si no encuentra cómo y se muere de ganas, también puede comentar aquí con su perfil de Facebook



Código de emoticones para sus comentarios
:) :( ;) :D ;;-) :-/ :-O X( B-) #:-S :(( :)) =)) ~X( :-t 8- =P~ #-o =D7 :-SS :-q :-bd